África en 2007

África en 2007

Elecciones en el África Subsahariana Celebradas en 2007

Nota: puede verse un conjunto de referencisa cruzadas sobre la historia de las elecciones en África Subsahariana.

ENERO
25 – Gambia: La Alianza para la Reorientación y la Construcción Patriótica (APRC), en el poder, mantuvo su dominio en la Asamblea Nacional del país tras las elecciones legislativas. Los candidatos de la oposición no obtuvieron buenos resultados en los comicios, mientras que un candidato independiente logró obtener un escaño. La participación fue baja, pero ligeramente superior a la de las elecciones presidenciales de septiembre de 2006. Citando el arresto y la detención de algunos candidatos durante el periodo de campaña, algunos políticos de la oposición denunciaron que todo el proceso estaba viciado. Los pocos observadores locales, sin embargo, hicieron una evaluación más positiva del escrutinio. Aunque la votación puede haber sido libre desde el punto de vista del procedimiento, el sistema de partido dominante sigue inclinando el campo de juego electoral a favor del partido gobernante. Véase los resultados de las elecciones en Gambia.

FEBRERO
17 – Lesoto: Tras una intensa campaña, el partido gobernante Congreso para la Democracia (LCD), del primer ministro Pakalitha Mosisili, obtuvo un tercer mandato. El LCD logró rechazar el desafío del recién fundado partido All Basotho Convention (ABC), del ex ministro del gobierno Tom Thabane. Las elecciones fueron consideradas una de las más competitivas de la historia electoral reciente del país. El LCD, que ganó todos los escaños menos uno en las elecciones de 2002, vio reducida su mayoría a 61 en 2007. La mayoría de las pérdidas se produjeron en las zonas urbanas, que dieron en gran medida su apoyo a la oposición. De los 40 escaños obtenidos por representación proporcional, el Partido Nacional Independiente (NIP), aliado del LCD, obtuvo 21 escaños. El Partido de los Trabajadores de Lesotho (LWP), socio de la alianza de la Convención de Todos los Basotho, obtuvo 10 escaños. A pesar de las acusaciones de algunos miembros de la oposición de que hubo problemas con el censo electoral y de que las elecciones anticipadas no fueron justas, los observadores respaldaron rotundamente el escrutinio por considerarlo transparente y por haber reflejado la voluntad del electorado. Véase los resultados de las elecciones en Lesoto.

25 – Senegal: El actual presidente Abdoulaye Wade ganó fácilmente un segundo mandato tras las elecciones presidenciales. Hubo enfrentamientos en algunas zonas durante la campaña, pero la mayor parte del país permaneció en paz. Con la excepción de un incidente en la región de Casamance, la jornada electoral también fue tranquila y ordenada. Los observadores internacionales declararon que el escrutinio fue en general libre y justo, aunque algunos candidatos impugnaron el resultado y presentaron un recurso contra los resultados provisionales. Este recurso fue rechazado por el consejo constitucional del país, que confirmó los resultados. Véase los resultados de las elecciones en Senegal.

MARZO
11 – Mauritania: Tras las primeras elecciones presidenciales abiertas del país desde su independencia en 1960, ninguno de los 20 candidatos obtuvo la mayoría de los votos emitidos, lo que obligó a celebrar una segunda vuelta entre los dos candidatos con mayor puntuación el 25 de marzo. Sidi Ould Cheikh Abdallahi, independiente que ocupó varias carteras ministeriales en el gobierno del derrocado presidente Maaouya Ould Taya, quedó en primer lugar con el 24,80% de los votos. Ahmed Ould Daddah, un veterano político y candidato del partido Rally de Fuerzas Democráticas (RFD), se opondrá a Abdallahi tras quedar segundo con el 20,69% de los votos. La campaña y la propia jornada electoral fueron muy pacíficas. Los observadores internacionales, incluidos los de la Unión Europea (UE), han calificado los comicios de libres, justos y transparentes. Véase los resultados de las elecciones en Mauritania.

25 – Mauritania: El candidato independiente Sidi Ould Cheikh Abdallahi ha ganado la segunda vuelta de las elecciones presidenciales. Su oponente, Ahmed Ould Daddah, de la Agrupación de Fuerzas Democráticas (RFD), reconoció su derrota y felicitó a Abdallahi por su victoria. Al igual que en la ronda anterior, no hubo problemas graves ni irregularidades en la jornada electoral, y los observadores han calificado la votación de libre, justa y transparente. Concluida la serie de elecciones, la transición del país de un régimen militar a uno civil y democrático tendrá lugar el 19 de abril, cuando Abdallahi tome posesión de su cargo. Véase los resultados de las elecciones en Mauritania.

31 – Benín: En las elecciones a la Asamblea Nacional, consideradas como una prueba de la popularidad del presidente Yayi Boni, sus partidarios – las Fuerzas Cauri para un Benín Emergente (FCBE) – ganaron una pluralidad de los escaños en disputa. Aunque los problemas de organización provocaron un retraso de una semana en los comicios, la jornada electoral transcurrió en gran medida de forma pacífica. Los observadores, si bien señalaron problemas menores e irregularidades aisladas, consideraron que las elecciones fueron en gran medida libres y justas. Véase los resultados de las elecciones en Benin.

ABRIL
4 – Madagascar: Los votantes aprobaron una serie de enmiendas constitucionales en un referéndum nacional. Los cambios incluyen la ampliación de los poderes presidenciales durante los estados de emergencia, la reorganización de las divisiones administrativas del país y la incorporación del inglés como tercera lengua oficial (después del francés y el malgache). Véase los resultados de las elecciones en Madagascar.

21 – Nigeria: Las elecciones nacionales se saldan con una controvertida victoria del Partido Democrático Popular (PDP), en el poder. Su candidato presidencial, el gobernador del estado de Katsina, Umaru Musa Yar’Adua, se impuso con facilidad a los demás candidatos y sucederá a Olusegun Obasanjo a finales de mayo. En la Asamblea Nacional del país, el PDP obtuvo amplias mayorías tanto en la Cámara como en el Senado. El proceso que condujo al día de las elecciones fue problemático, con disputas sobre la exactitud del registro de votantes, la elegibilidad de los candidatos, la independencia de la Comisión Electoral Nacional Independiente (INEC) y casos de violencia por motivos políticos. La jornada electoral en sí misma se desvió poco de este patrón. Los observadores, tanto locales como internacionales, se mostraron igualmente críticos con los comicios, y algunos abogaron por la repetición total de la votación. Los observadores de la Unión Europea (UE) dijeron que tanto las elecciones nacionales como las estatales celebradas una semana antes no cumplían las normas internacionales para las elecciones democráticas. Citaron problemas como la mala organización, la falta de transparencia, las irregularidades de procedimiento, el fraude en las votaciones, la privación de derechos a los votantes y la violencia como razones para su conclusión. Véase los resultados de las elecciones en Nigeria.

29 – Malí: El presidente independiente Amadou Toumani Touré, apoyado por una coalición de más de cuarenta partidos políticos, ganó fácilmente la reelección. Aunque se esperaba ampliamente que ganara, el importante margen de victoria de Touré (71,20% de los votos) fue una sorpresa para algunos analistas políticos. Cuatro candidatos presidenciales de diversos partidos políticos, agrupados en una alianza de oposición conocida como Frente para la Democracia y la República (FDR), alegaron que los sondeos estaban viciados e impugnaron los resultados finales provisionales. Los observadores electorales, sin embargo, avalaron las elecciones como libres y justas. El 12 de mayo, el Tribunal Constitucional del país desestimó las denuncias de fraude y confirmó la victoria de Touré. Véase los resultados de las elecciones en Malí.

MAYO
6 – Burkina Faso: Las elecciones a la Asamblea Nacional, de escasa importancia, dieron como resultado un aumento de la mayoría del partido Congreso para la Democracia y el Progreso (CDP) del presidente Blaise Compaoré. Algunos partidos de la oposición denunciaron que se utilizaron fondos estatales para financiar la campaña del partido gobernante. También denunciaron que los cambios introducidos en la ley electoral del país en 2004, que aumentaron el número de distritos electorales, pusieron en desventaja a los partidos más pequeños, que no pudieron presentar candidatos y observadores electorales en cada uno de ellos. La campaña y la jornada electoral fueron en gran medida pacíficas. Los observadores no citaron ninguna irregularidad a gran escala, aunque el Consejo Constitucional anuló los resultados de algunos colegios electorales en los que se denunciaron problemas. Sin embargo, el resultado final y la distribución de escaños no se vieron afectados. Véase los resultados de las elecciones en Burkina Faso.

10-12 – Seychelles: Los resultados de las elecciones a la Asamblea Nacional del país confirmaron el dominio del Frente Progresista Popular de Seychelles (SPPF). El resultado, idéntico al de las anteriores elecciones de 2002, fue que el partido gobernante obtuvo 23 de los 34 escaños y el opositor Partido Nacional de Seychelles (SNP; en alianza con el Partido Democrático) 11. El líder del SNP, Wavel Ramkalawan, felicitó al SPPF por su victoria, pero también declaró que era necesario reexaminar todo el proceso electoral del país. Según los informes, las elecciones fueron pacíficas y estuvieron bien organizadas en general, aunque en algunas zonas se produjeron problemas menores, como la falta de nombres en el censo electoral. Véase los resultados de las elecciones en Seychelles.

JUNIO
3 – Senegal: En las elecciones a la Asamblea Nacional, boicoteadas por algunos de los principales partidos de la oposición del país, la coalición gobernante Sopi 2007 obtuvo una aplastante mayoría en el recién ampliado órgano legislativo. La oposición convocó el boicot para protestar por la victoria del presidente Abdoulaye Wade en las elecciones presidenciales de febrero, que, según ellos, se vieron empañadas por un fraude generalizado, pero que fueron declaradas ampliamente libres y justas por los observadores electorales. La jornada electoral transcurrió pacíficamente en todo el país, pero la participación fue muy baja, ya que votaron alrededor del 35% de los cinco millones de votantes registrados. En comparación con el 71% de las elecciones presidenciales de febrero de 2007 y el 67% de las elecciones legislativas de abril de 2001. Véase los resultados de las elecciones en Senegal.

24 de junio – Congo-Brazzaville (República del Congo): En la primera vuelta de las elecciones a la Asamblea Nacional, 44 candidatos que alcanzaron la mayoría absoluta en sus respectivas circunscripciones obtuvieron escaños. La mayoría procedía del Partido del Trabajo Congoleño (PCT), en el poder, y de partidos menores aliados. Aunque el día de las elecciones fue en general pacífico, la participación de los votantes fue baja. Hubo informes sobre el voto de menores y otras irregularidades en algunas zonas, pero el mayor problema resultó ser la mala organización de las elecciones. Los miembros de los partidos de la oposición participantes denunciaron los resultados y alegaron que se había producido un importante fraude. Los días 8 y 15 de julio se celebraron nuevas elecciones en 19 circunscripciones en las que se produjeron los problemas más graves durante el primer intento. Debido en gran parte a los problemas de organización encontrados en la primera ronda, la segunda ronda de elecciones se celebrará el 5 de agosto en lugar de la fecha original del 22 de julio. Véase los resultados de lsa elecciones en República del Congo .

JULIO
1 – Malí: En la primera vuelta de las elecciones a la Asamblea Nacional, sólo se decidieron 13 de los 147 escaños. Todos fueron ganados por miembros de la coalición Alianza para la Democracia y el Progreso (ADP), formada por partidarios del presidente Amadou Toumani Touré. La participación de los votantes fue baja, en torno al 33%. La jornada electoral fue pacífica y no se registraron incidentes importantes. Véase los resultados de las elecciones en Malí.

22 – Camerún: Los resultados de las elecciones a la Asamblea Nacional del país arrojaron otra victoria abrumadora para el gobernante Movimiento Democrático Popular de Camerún (RDPC). El partido también obtuvo buenos resultados en las elecciones municipales concurrentes. La oposición impugnó los resultados y declaró que estaban viciados. El Tribunal Supremo de Camerún anuló los resultados en cinco distritos (que afectaban a un total de 17 escaños), pero confirmó en gran medida la victoria del RDPC. Los observadores locales han criticado algunos aspectos del desarrollo del escrutinio, así como los diplomáticos extranjeros, que han calificado el proceso de irregularidades. Véase los resultados de las elecciones en Malí.

22 – Malí: La coalición Alianza para la Democracia y el Progreso (ADP) continuó su racha de victorias en la segunda vuelta de las elecciones a la Asamblea Nacional. Según los resultados finales, la ADP tendrá una cómoda mayoría en la nueva legislatura. Los observadores consideraron que la segunda ronda de votaciones estuvo bien organizada, aunque la participación fue baja. Véase los resultados de las elecciones en Malí.

AGOSTO
5 – Congo-Brazzaville (República del Congo): La segunda vuelta de las elecciones a la Asamblea Nacional, celebrada con retraso, estuvo dominada por el Partido del Trabajo Congoleño (PCT), en el poder, y sus aliados. Los problemas de organización que empañaron la primera ronda de votaciones también se registraron en la segunda vuelta, incluyendo listas de votantes incorrectas, así como algunos ciudadanos que se registraron para votar pero no recibieron la tarjeta de votante requerida para emitir su voto. Los observadores de la Unión Africana tomaron nota de estas irregularidades y criticaron la baja participación de los votantes. Véase los resultados de lsa elecciones en República del Congo .

11 – Sierra Leona: Unas elecciones nacionales cruciales consideradas como una prueba de la consolidación democrática del país produjeron un resultado sorprendente. En las elecciones presidenciales, ninguno de los siete candidatos alcanzó el umbral del 55% necesario para evitar una segunda vuelta. Ernest Bai Koroma, del partido de la oposición All People’s Congress (APC), terminó por delante del vicepresidente y candidato del Sierra Leone People’s Party (SLPP), Solomon Berewa. Ambos se enfrentarán en una segunda vuelta el 8 de septiembre. Antes de la declaración final de resultados, Koroma recibió el apoyo del tercer clasificado, Charles Margai. Margai, ex miembro del SLPP, formó el partido Movimiento Popular para el Cambio Democrático (PMDC) a principios de 2006 y fue designado como su candidato presidencial. El control del parlamento del país, la Cámara de Representantes, cambió de manos. El Partido Popular de Sierra Leona, en el poder, vio disminuir su representación de 83 escaños en 2002 a 43 en 2007. El Congreso de Todo el Pueblo es ahora mayoritario tras obtener 59 escaños, lo que supone un aumento sustancial respecto a los 27 escaños que obtuvo el partido en 2002. El PMDC ganó los 10 escaños restantes. Los candidatos fueron elegidos en circunscripciones uninominales mediante el sistema de mayoría simple, en lugar del sistema de representación proporcional por lista de partidos utilizado en 2002. Aunque se registraron algunos incidentes violentos durante la campaña, la jornada electoral fue en gran medida pacífica, tranquila y ordenada. Tanto los observadores locales como los internacionales han elogiado el desarrollo de los comicios como libres y justos. En su declaración preliminar, la Misión de Observación Electoral de la Unión Europea (MOE de la UE) describió las elecciones como abiertas y competitivas, organizadas profesionalmente, y que representan un paso positivo hacia la construcción de una democracia sostenible en el país. Véase los resultados de las elecciones en Sierra Leona.

SEPTIEMBRE
8 – Sierra Leona: El candidato del All People’s Congress (APC), Ernest Bai Koroma, derrotó a Solomon Berewa, del Sierra Leone People’s Party (SLPP), en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales. Berewa reconoció su derrota y Koroma juró su cargo pocas horas después de que se declararan los resultados definitivos. La violencia esporádica empañó la campaña de la segunda vuelta y se denunciaron irregularidades en algunas zonas del país, pero los observadores locales e internacionales declararon que las elecciones fueron en gran medida libres y justas. También señalaron que las irregularidades denunciadas no eran lo suficientemente significativas como para alterar el resultado final. Véase los resultados de las elecciones en Sierra Leona.

23 – Madagascar: El partido I Love Madagascar (TIM), del presidente Marc Ravalomanana, obtuvo una amplia mayoría en las elecciones a la Asamblea Nacional. La jornada electoral fue pacífica, aunque la participación fue baja. Observadores de la Unión Africana (UA) y del Mercado Común del África Oriental y Meridional (COMESA) supervisaron los comicios, que calificaron de bien organizados. Véase los resultados de las elecciones en Madagascar.

OCTUBRE
14 – Togo: En las elecciones legislativas, la gobernante Agrupación del Pueblo Togolés (RPT) mantuvo su mayoría en la Asamblea Nacional. Todos los principales partidos políticos de la oposición participaron en las elecciones, la primera vez que esto ocurría desde que se introdujo un sistema multipartidista a principios de la década de 1990. La principal oposición, la Unión de Fuerzas para el Cambio (UFC), obtuvo 27 escaños, seguida por el Comité de Acción para la Renovación (CAR), con cuatro. La participación de los votantes fue alta y no se registraron incidentes importantes el día de las elecciones. Los observadores internacionales describieron los comicios como bien organizados y muy transparentes. Véase los resultados de las elecciones en Togo.

DICIEMBRE
27 – Kenia: El presidente Mwai Kibaki fue reelegido para un segundo mandato, aunque sus partidarios perdieron la mayoría en la Asamblea Nacional. Los observadores de la Unión Europea (UE) y otras organizaciones destacaron el carácter competitivo de los comicios y la alta participación, pero declararon que las elecciones no habían cumplido con las normas internacionales y regionales para las elecciones democráticas. Denunciaron la falta de transparencia en el procesamiento y recuento de los resultados presidenciales, lo que suscitó dudas sobre la exactitud del resultado final. En cambio, los resultados de las elecciones legislativas se consideraron ampliamente creíbles. Véase los resultados de las elecciones en Kenia.

Historia: Relaciones Internacionales en 2007

Deja un comentario